Agencia de viajes: ventajas y desventajas

¿Me conviene contratar el servicio de una agencia de viajes? Mucha gente se hace esa pregunta, por eso decidimos abordar esta nota, donde hablaremos de los pro y de los contra de una agencia de viajes. Si no conocés ninguna, en principio, te remitimos a esta, una de las tantas que existen.

Primero lo primero: ¿qué es una agencia de viajes?

Se trata una empresa cuya función comercial cuyo mercado se basa en organizar y en vender productos turísticos.

Los productos y servicios turísticos van desde un simple ticket de vuelo hasta un paquete de viajes completo, que incluirá, además del viaje, la estadía programada en hoteles, las reservas de transportes aéreos, terrestres o marítimos, cambio de monedas, trámites legales, y un extenso etcétera.

Las funciones de una agencia de viaje

El profesional de la agencia de viajes es el agente, por lo general, licenciado en turismo o carreras afines. Puede ser tanto el propietario del negocio como un empleado del mismo debidamente cualificado según la legislación vigente en el país.

Dentro de los servicios que presta una agencia, a grandes rasgos se pueden distinguir los siguientes:

Informar al cliente y asesorarlo sobre el destino turístico de su elección.

Organizar y planificar todo lo referente al itinerario turístico, aspecto que incluye desde el traslado y la reserva de hoteles hasta el alquiler de vehículos en el lugar de destino y otros servicios similares.

Hacer de intermediario entre el cliente y las distintas empresas que ofrecen sus servicios, tales como las aerolíneas, los hoteles, los organismos privados o públicos encargados de gestionar atracciones, etc.

Desventajas de una agencia de viajes

Reducís tu independencia y tu margen de elección

Dejar que otros decidan por vos puede ser una comodidad, pero también es una limitación a tus opciones.

Sea como fuera, hoy en día existen muchísimos paquetes diversos, pensados para adaptarse a las necesidades particulares de cada cliente.

El agente busca su tajada

El agente necesariamente vela por sus intereses personales. Y quizás la mejor oferta que él te ofrece en realidad no es tal (y simplemente acomodó todo para tener una mejor comisión). Esto es sobre todo un tema de confianza con la empresa que elijas.

Ventajas de una agencia de viajes

Respaldo y seguridad

Por lo general, al viajar con una agencia de turismo, tenés la seguridad de que, por más que se atrase tu vuelo o cualquier otro inconveniente, el traslado se verá asegurado. Y en caso de ser necesario, tu agente se mantendrá al tanto, se comunicará con el hotel para avisar y no perder la reserva, etc.

Incluso un agente de viajes se ocupará de sacarte las papas del horno si el causante del problema sos vos mismo, como, por ejemplo, si llegás tarde al aeropuerto (me ha pasado y me han asistido).

En cambio, si hacés tu compra de ticket directamente en una aerolínea, no contás con una persona del otro lado que pueda resolverte problemas o, en el peor de los casos, ocuparse de que te reintegren tu dinero.

Ofertas adecuadas

Habitualmente, las agencias cuentan con paquetes establecidos. ¿Qué es esto?

Se trata de combos armados luego de analizar no solo las virtudes, sino también los precios de todo lo relacionado con tu viaje: destino, vuelos, transportes, hospedaje, comida, excursiones, etc.

¿Y cómo hacen esto? Básicamente, el principal capital de una agencia de viajes es su agenda de contactos. Por ejemplo, gracias a ella, pueden tener un acuerdo con un municipio que regula determinada atracción turística y, de este modo, vos accedés a una entrada más barata que si la sacaras por tu cuenta. Lo mismo con pasajes, hospedajes, comidas, etc.

La consecuencia general de esto, entonces, es una reducción en el total de los costos de tus vacaciones.

Paquetes grupales

Si pensás viajar entre amigos por algún acontecimiento especial como un viaje de egresados o una despedida de solteros/as, dejalo en manos de ellos.

Realmente, no es lo mismo hacer un viaje de a dos, por caso, que de a diez. En una agencia tienen experiencia con viajes grupales (de hecho, es su fuerte), y eso les permite asesorarte y aconsejarte para encontrar las mejores opciones.

Además, ellos no solo te ayudarán a diseñar el mejor viaje grupal, sino que cada integrante paga a la agencia en la forma que más le convenga.

Formas de pago

Este punto suele ser bastante relativo. Por ejemplo, hay aerolíneas estatales que te permiten pagar en infinitas cuotas un vuelo, sin embargo, no te ofrecen ninguna otra opción de financiación, como sí lo hace una agencia.

Por lo general, las mejores empresas dedicadas al turismo te ofrecen la posibilidad de pagar en moneda local, en cuotas y con distintos bancos y tarjetas.

Sugerencias

Decir que las experiencias generadas por una agencia son las mejores es falso. En cambio, afirmar que ella sabe adónde ir, cuándo y cómo es totalmente acertado.

En este sentido, el diferencial de una agencia es poder aprovechar tu viaje al máximo.

Tiempo

En principio, no tenés que estar viendo en diferentes lugares o páginas los productos y servicios que querés contratar. Simplemente te acercás a tu agente, le decís tu necesidad y él se encarga de todo, desde las Visas, los tickets aéreos, los hoteles, hasta de que no te sirvan tal plato que te disgusta.

Planear un viaje toma mucho tiempo y recaudos, leer e informarse. Un agente ya tiene conocimiento acerca de todo lo que necesitás y con gusto te va a preparar un itinerario acorde a tu necesidad.

Asimismo, y no menos importante, al ganar tiempo, te liberás de estar pensando en los detalles, en las reservas y en que, a todo momento, algo puede salir mal.